Las mejores tapas en El Zindicato, Arcos de la Frontera

Buenas ricoviajeros!!

Ya empezamos con la temporada de otoño/invierno en la campiña jerezana, y no precisamente la temporada de moda, sino la temporada del mosto y las ventas, los mostitos en las viñas, y en general, el comer de forma abusiva hasta que te salte el cinturón del pantalón.

Para inaugurarla, decidimos ir a la que considero una de las mejores ventas para tapear de toda la provincia de Cádiz, con comidas caseras a unos precios de risa, unas tapas que en otros sitios serían raciones y una calidad altísima.  Con todos ustedes….El Zindicato, con Z!!

El Zindicato se encuentra a la entrada de Arcos de la Frontera, el pueblo que nos abre la puerta de la ya conocida “Ruta de los pueblos blancos” de la sierra gaditana. Con fácil aparcamiento, nos fuimos un grupo de amigos, Sara, Elena, Carolina, Lucía y un servidor, en coche desde Jerez, veinte minutos por la autovía.

Como ya comenté en otros post, si lo que te gusta es levantarte a “la hora de los flojos”, como es mi caso, encontrarás colas de media hora e incluso un poquito más en este sitio para coger mesa, pues va mucha gente, y a pesar de ser grande y tener bastantes mesas, se llena hasta la bandera, sobre todo los fines de semana.

Llegamos a las dos y cuarto de la tarde, y tras esperar unos cuarenta minutos en la cola para coger mesa nos llegó el turno.

La carta es bastante variada y te invita a comerte todo lo que tienen, porque cada plato es una delicia. Mientras estábamos ojeándola no podíamos evitar mirar de reojo los platos que iban saliendo, a cada cual mejor.

IMG_20181101_150612

Nos decidimos por pedir varias tapas y compartir entre todos, para probar varias cosas. Cada uno pedimos una cosa, y tengo que decir que todos acertamos.

Nuestra elección fueron unas patatas bravas, un hojaldre de carrillada, unos huevos de choco a la plancha, unos gambones a la plancha, unas lagrimitas de pollo y una ración de presa ibérica.

 

Para beber pedimos cervezas, agua y coca cola, y los postres los dejamos, puesto que es una barbaridad la cantidad de comida que ponen, y no llegamos.

La cuenta fue de 45 euros, lo que significa que pagamos nueve euros por cabeza, increíble teniendo en cuenta todo lo que comimos.

Tras la comida tienes la opción de irte a dar un paseo a Arcos, que es una maravilla como conjunto monumental, o ir al mirador que esta al lado del bar, con unos jardines donde puedes tumbarte en el césped, echar unas cartitas o simplemente echar un rato con tus amigos.

Sin duda, para repetir y totalmente recomendable.

Lo que más nos gustó:

  • La variedad de la carta
  • La calidad de la comida casera
  • Los precios
  • El trato del servicio.

Lo que menos nos gustó:

  • La cola que hay que esperar para coger mesa si eres de ir a “la hora de los flojos”.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.